Sofá Poeten

18 may. 2010

¿Se puede uno enamorar de un objeto? Pues sinceramente yo creo que sí, porque si sientes que te gustaría pasar toda tu vida con un sofá Chester desvencijado en tu salón o que podrías pasarte las horas admirando las curvas de una RAR de los Eames, eso...eso es AMOR, así con mayúsculas. 

Por si tener dos amores platónicos en mi vida no era suficiente, ahora tengo que sumarle un tercero: el sofá Poeten. Ayyyssss (suspiro).


Creado por el considerado "Padre del Diseño danés" hace casi 70 años, Finn Juhl se encargó de introducir las ideas procedentes de Dinamarca dentro del diseño americano de los 40. Admirable cualquiera de sus diseños.

Fotos: 1. y 4. Sanctuary, 2. 3. 7. y 8. OneCollection, 5. y 6. Ooodesign

¿Y vosotros, tenéis algún amor platónico confesable?

3 comentarios:

  1. no me extraña que tengas tres amores platónicos!! son increibles!!

    ResponderEliminar
  2. Gracias! Ya podrían ser amores más baratos...

    ResponderEliminar
  3. Es normal que te hayas enamorado del Poeten..., hace poco me senté en uno de ellos y me sorprendió su comodidad pese a su reducido tamaño. Ahora mismo el Corte Ingles lo ha reeditado para su colección pero poco tiene que ver..., te diré que el Poeten tan solo tiene 3 costuras, mientras que la versión del Corty tendrá unas 12 mas una cremallera en el respaldo...,horribilis. En fin, que como a mi me enamoró el Poeten, estoy fabricando uno y tan solo el armazón ya destila elegancia.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...